Anemia: Síntomas, Causas y Tratamiento

Valora este artículo: 1 punto2 puntos3 puntos4 puntos5 puntos (20 votos)
Loading...
Anemia

La anemia es una dolencia que se desarrolla cuando la sangre carece de la suficiente cantidad de glóbulos rojos o hemoglobina.

La hemoglobina es la encargada de transportar el oxígeno hasta todas las células de nuestro organismo, por lo que si no llega la suficiente cantidad de oxígeno a las células, nuestros órganos pueden no realizar sus funciones correctamente y nos sentiremos cansados, que es uno de los principales síntomas de la anemia.

Si quieres saber qué puede causar esta dolencia y el resto de síntomas que presenta, no dejes de leer esta información.

¿Qué es la anemia?

La anemia es una enfermedad en la que la sangre tiene menos glóbulos rojos de lo normal.

También se presenta anemia cuando los glóbulos rojos no contienen suficiente hemoglobina. La hemoglobina es una proteína rica en hierro que le da a la sangre el color rojo. Esta proteína les permite a los glóbulos rojos transportar el oxígeno de los pulmones al resto del cuerpo.

Síntomas de la anemia

Son síntomas comunes de anemia ferropénica:

  • palidez de la piel y las mucosas,
  • cansancio progresivo,
  • dolor y calambres en las piernas,
  • pérdida de fuerza,
  • cefaleas,
  • pitidos en los oídos,
  • irritabilidad,
  • falta de concentración,
  • pérdida de apetito,
  • ausencia de menstruación,
  • disminución del deseo sexual,
  • palpitaciones,
  • caída del cabello,
  • uñas débiles.
Libro Remedios Caseros

Causas de la anemia

La causa más frecuente de la anemia es la falta de hierro, pero puede estar provocada por otras muchas causas como:

  • la ingesta de ciertos medicamentos,
  • enfermedades crónicas como cáncer, colitis ulcerativa o artritis reumatoidea,
  • genéticas, ya que algunas formas de anemia, como la talasemia, pueden ser hereditarias,
  • insuficiencia renal,
  • pérdida de sangre, por ejemplo, por períodos menstruales abundantes o úlceras estomacales,
  • dieta deficiente,
  • embarazo,
  • problemas con la médula ósea, como el linfoma, la leucemia o el mieloma múltiple,
  • problemas con el sistema inmunitario que causa destrucción de células sanguíneas, como en el caso de la anemia hemolítica,
  • cirugía del estómago o los intestinos que reduce la absorción del hierro, la vitamina B12 o el ácido fólico,
  • muy poca hormona tiroidea: tiroides hipoactiva o hipotiroidismo,
  • deficiencia de testosterona.

Tratamiento de la anemia

A continuación te presentamos los mejores remedios caseros para la anemia que hemos recopilado.

Nuestros remedios para la anemia pretenden ayudarte a estar informado, pero nunca deben sustituir una consulta médica. Es fundamental que consultes a tu médico sobre este o cualquier otro tratamiento natural, así como posibles contraindicaciones o incompatibilidades.

Alimentación / dieta de la anemia

Como lo que el organismo necesita es aumentar los niveles de hierro, conviene aumentar el consumo de alimentos con alto contenido en este mineral. El hierro que ingerimos a través de la alimentación puede ser de origen animal (hemo) o vegetal (no hemo). El tipo de hierro que mejor se absorbe es el de origen animal que contienen las carnes rojas, el pavo, el conejo, hígado, el pescado (sardina, pescadilla, lubina, rape), los crustáceos (almejas, chirlas, berberechos, mejillones) y la yema de huevo.

Los alimentos de origen vegetal ricos en hierro son las verduras de hoja, como  espinacas, acelgas, lombarda, perejil, y las legumbres. Dentro de los frutos secos, los mas ricos en hierro son los pistachos y las pipas de girasol.

Deja tu comentario

Cuida a los que más te importan

Con más de 400 páginas, gracias a nuestro libro podrás librarte de sustancias tóxicas y medicamentos y sustituirlos por remedios naturales que te ayudarán a que tú y aquellos a los que más quieres podáis llevar una vida más sana.