Candidiasis: Síntomas, Causas y Tratamiento

Valora este artículo: 1 punto2 puntos3 puntos4 puntos5 puntos (20 votos)
Cargando…

¿Qué es la candidiasis?

La candidiasis (también conocida como candidosis, moniliasis o oidiomycosis) es una infección causada por la cándida, un hongo que se suele encontrar en el tracto gastrointestinal, en la vagina y la boca, y que puede proliferar de forma anormal bajo determinadas circunstancias.

En diabéticos, mujeres embarazadas y enfermos de sida esta afección es más frecuente. Pese a que la candidiasis normalmente se asocia con la mujer, también puede aparecer en los hombres.

(Si estás buscando información específica sobre la candidiasis genital, puedes encontrarla en este enlace .)

Síntomas de la candidiasis

Los síntomas de la candidiasis dependen de la parte del cuerpo que esté afectada:

  • Candidiasis bucal / Candidiasis oral: se manifiesta en forma de manchas o parches de un color blanco o rojo-rosáceo en la lengua, en las encías, en las paredes laterales o superior de la boca y en la pared posterior de la garganta. Algunas veces, la candidiasis oral puede causar grietas, hendiduras y úlceras (queilitis angular) en los costados de la boca.
  • Candidiasis vaginal / Candidiasis genital: el síntoma más evidente de una infección vaginal es la aparición de un flujo espeso y blanco, similar a requesón. También, puede causar picazón y sensación de quemazón dentro o alrededor de la vagina; y enrojecimiento e hipersensibilidad de los labios mayores de la vagina.
  • Candidiasis esofágica: este tipo de candidiasis aparece en la profundidad de la garganta y no siempre se ve a simple vista cuando se mira dentro de la boca. Puede causar dolor en el pecho, así como también, dolor y dificultad para tragar.
  • Candidiasis intestinal: este tipo de candidiasis aparece en nuestra flora intestinal, provocando dolor articular, frío (sobre todo en manos y pies), ansia de comer dulce, gases, sensación de fatiga, falta de concentración y olvidos, cambios en el estado de ánimo, irritabilidad, mareos o vértigos, dolores de cabeza y picores en la piel.

Los síntomas de la candidiasis pueden aparecer de manera ocasional, o también cabe la posibilidad de padecer una candidiasis crónica.

Causas de la candidiasis

  • Un sistema inmune debilitado, que puede deberse a una mala alimentación, a una larga cura antibiótica o a deficiencias en vitaminas o minerales como la vitamina C, A, E o el calcio y el hierro. También puede ser provocado por enfermedades donde el sistema inmunológico es muy débil, como en el SIDA o el cáncer.
  • Los desórdenes hormonales.
  • El abuso de medicamentos (antibióticos, anticonceptivos orales).
  • El consumo excesivo de alcohol.
  • Una higiene deficiente.
  • Malos hábitos de vestimenta. Conviene usar ropa de algodón y cambiarla todos los días. Las fibras sintéticas aumentan la sudoración, creando un ambiente muy propicio para el desarrollo de la candidiasis.
  • Malos hábitos alimenticios. El consumo de azúcares y carbohidratos simples y refinados puede contribuir a la proliferación del hongo cándida. Además, las carencias de nutrientes esenciales también pueden favorecer su desarrollo.
  • Factores emocionales: como todas las afecciones, la candidiasis está relacionada con los estados emocionales o la actitud ante la vida. Los nervios, la irritación, la tensión, el estrés, la ansiedad o la depresión son emociones que bajan las defensas del cuerpo y, por tanto, contribuyen al desarrollo de la candidiasis.
  • Factores ambientales: la humedad, el calor, la maceración crónica, por ejemplo, de las comisuras en los ancianos, las prótesis dentarias mal ajustadas, o la fricción entre dos superficies cutáneas, favorecen la infestación.
  • El embarazo puede favorecer la aparición de la candidiasis.
Libro Remedios Caseros

Tratamiento de la candidiasis

A continuación te presentamos los mejores remedios caseros para la candidiasis que hemos recopilado.

Nuestros remedios para la candidiasis pretenden ayudarte a estar informado, pero nunca deben sustituir una consulta médica. Es fundamental que consultes a tu médico sobre este o cualquier otro tratamiento natural, así como posibles contraindicaciones o incompatibilidades.

Alimentación / dieta para la candidiasis

La dieta es muy importante porque nos permite de una manera natural incrementar las defensas del organismo, así como restablecer y fortalecer el sistema inmunológico.

Conviene, por tanto, incluir alimentos que tengan vitamina C como limones, guayabas, naranjas, brócoli, bayas, etc., en la dieta. No conviene mezclar la fruta con otros alimentos para que se aprovechen mejor y su azúcar no fermente otros alimentos, impidiendo el aprovechamiento de nutrientes.

Hay que evitar lo máximo el consumo de productos refinados y procesados, tratados con colorantes artificiales, aditivos y conservantes. Es especialmente importante evitar el consumo de azúcar refinado y sus derivados (pasteles, refrescos, etc).

También conviene no consumir fritos, embutidos y grasas animales e incluir más verduras frescas en la dieta, así como ajo crudo.

Un producto recomendado por muchos expertos son los yogures nautrales, que contienen lactobacillus acidophilus, una bacteria que ayuda a mantener la candida albicans bajo control.

Plantas y complementos para la Candidiasis