Remedios para la Artrosis de Rodilla

Valora este artículo: 1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (43 votos)
Loading ... Loading ...
Artrosis-de-rodilla

La rodilla es la articulación de nuestro cuerpo que mayor desgaste tiene a lo largo de la vida, debido en parte, a que soporta todo nuestro peso, y participa en todo movimiento que implique un desplazamiento.

La artosis de la rodilla es una enfermedad crónica que se caracteriza por el deterioro paulatino del cartílago de esta articulación. Empieza afectando a la capa más superficial del cartílago, haciendo que pierda su capacidad de retener agua y mantener hidratado al cartílago, perdiendo su capacidad de resistencia.

El segundo proceso más importante es la inflamación que aparece y contribuye de manera notable a la progresión del proceso artrósico.

Si quieres saber más acerca de esta dolencia no dejes de leer esta información.

Nuestros remedios caseros para la Artrosis de Rodilla

¿Necesitas algún remedio casero para la Artrosis de Rodilla? A continuación te presentamos los mejores remedios naturales que hemos recopilado para tí:

1. Remedio con abedul para la artrosis de rodilla

Esta planta posee propiedades antiinflamatorias y diuréticas que resultan muy adecuadas para el tratamiento de la artrosis de rodilla. Los preparados de esta planta desinflaman la zona articular y ayudan a eliminar líquidos acumulados en ellas.Prepárese una infusión de una cucharadita de hojas secas por vaso de agua . Tomar dos o tres vasos al día.

2. Remedio con Aceite de menta y de eucalipto para la artrosis de rodilla

¿Qué necesitas?

5-10 gotas de aceite esencial de menta. 5-10 gotas de aceite esencial de eucalipto. 1-2 cucharadas de aceite portador, puede ser de oliva, de almendras o incluso de semilla de uva. 1 botellita de cristal para guardar la mezcla.

El remedio

Tanto la menta como el eucalipto tienen sustancias calmantes y analgésicas, por lo que la mezcla de sus aceites esenciales te ayudarán a aliviar el dolor causado por la artrosis de rodilla.Como los aceites esenciales pueden ser irritantes si los aplicas directamente sobre la piel, para preparar este remedio, mezcla entre 5 y 10 gotas de aceite esencial de eucalipto y aceite de menta juntos, junto con dos cucharaditas del aceite que hayas elegido (oliva, almendras, semillas de uva...etc.).Puedes guardar la mezcla de los aceites en una botella de vidrio oscuro y lejos de la luz solar directa, y utilizarlo para realizar un suave masaje sobre las rodillas cuando aparezca el dolor.Puedes aplicarlo una o dos veces al día para mitigar el dolor y mejorar la circulación sobre la zona afectada.

3. Remedio con Cataplasma de áloe vera, naranja, miel y barro rojo para la artrosis de rodilla

¿Qué necesitas?

1 hoja o penca de áloe vera. 1 cáscara de naranja. 1 tacita de barro rojo. 1 tacita de miel.

El remedio

El áloe vera tiene propiedades calmantes y anti-inflamatorias, al igual que la miel, y junto al barro rojo y la cáscara de naranja, podrás elaborar una cataplasma que te ayude a aliviar el dolor producido por la artrosis de rodilla.Primero, tienes que pelar y picar en cuadraditos la penca de áloe vera y triturarla con la batidora junto con la cáscara de naranja.A continuación, debes mezclar esta pasta con la taza de miel y la taza de barro, y remover bien hasta obtener una pasta más o menos homogénea.Tienes que aplicarte todas las noches una cataplasma de esta pasta sobre las rodillas y dejarla secar durante 30 minutos para que haga efecto, antes de retirarla con agua fresca.El dolor de rodillas se aliviará e irás notando poco a poco la mejoría.

Cuida a los que más te importan

Con más de 400 páginas, gracias a nuestro libro podrás librarte de sustancias tóxicas y medicamentos y sustituirlos por remedios naturales que te ayudarán a que tú y aquellos a los que más quieres podáis llevar una vida más sana.

4. Remedio con cola de caballo para la artrosis de rodilla

Para el alivio de la artrosis de rodilla uno de los remedios que tenemos a mano consiste en tomar una infusión de cola de caballo.Para ello tomar un manojo de dicha planta y colocarla en un recipiente que contenga 1 taza de agua que se encuentre caliente (preferiblemente hirviendo). Dejar reposar 5 minutos y luego enfriar.Tomar una taza a diario.

5. Remedio con cúrcuma para la artrosis de rodilla

Está comprobado que la cúrcuma actúa como desinflamatorio y calmante del dolor, siendo su consumo muy beneficioso en los casos de Artrosis, Artritis y Reúma.La cúrcuma se puede obtener en polvo o en cápsulas. Las cantidades aproximadas que ofrecen propiedades medicinales son de entre 1 y 2 cucharaditas diarias (presentación en polvo); en cuanto a las cápsulas, conviene consultar el prospecto.

6. Remedio con jengibre para la artrosis de rodilla

El jengibre puede utilizarse para disminuir el dolor y desinflamar las articulaciones afectadas por la artrosis de rodilla.Para ello, realícese una infusión de una cucharadita de raíz seca por taza de agua. Tomar dos tazas al día.En uso externo, puede emplearse por medio de compresas de su infusión o de fricciones con aceite de jengibre (se puede mezclar con aceite de almendras).

7. Remedio con sauce blanco para la artrosis de rodilla

La inflamación provocada por la artrosis de rodila puede ser aliviada mediante esta sustancia.El sauce blanco contiene un compuesto que se emplea, modificado, para elaborar la aspirina. Se usa para la artrosis de rodilla, artritis, el dolor de cabeza, la bursitis y otras inflamaciones dolorosas.

P.D.: ¿Sabías que en nuestro libro "365 Remedios Caseros" puedes encontrar estos y otros remedios para la Artrosis de Rodilla y otros problemas frecuentes? Consigue ya tu libro y benefíciate de sus más de 350 páginas llenas de remedios naturales para cuidar tu salud y de los que más te importan.


Nuestros remedios naturales para la Artrosis de Rodilla pretenden ayudarte a estar informado, pero nunca deben sustituir una consulta médica. Es fundamental que consultes a tu médico sobre este o cualquier otro tratamiento natural, así como posibles contraindicaciones o incompatibilidades.

Plantas y complementos para la Artrosis de Rodilla