Gargarismos de agua con sal para el dolor de garganta

Valora este artículo: 1 punto2 puntos3 puntos4 puntos5 puntos (2 votos)
Loading...
Agua-con-sal

En las siguientes líneas te traemos un buen remedio para el Dolor de Garganta. Se trata de un remedio con gargarismos de agua con sal para el dolor de garganta.

¿Qué necesitas?

  • 1 cucharadita de sal.
  • 1 vaso de agua.

El remedio

El agua con sal resulta desinfectante, por lo que las gárgaras de agua y sal te ayudarán a a aliviar tu dolor de garganta.

Para poner en práctica este sencillo remedio, añade una cucharadita de sal a un vaso de agua templada, removiendo para que se mezcle bien.

A continuación, realiza gárgaras con el líquido resultante sin tragarte el agua.

Lo puedes repetir varias veces al día hasta que veas que tus síntomas mejoran.

Deja tu comentario

¿Necesitas más remedios para el Dolor de Garganta? Aquí puedes consultar todos nuestros remedios caseros para el Dolor de Garganta.

P.D.: ¿Sabías que en nuestro libro "365 Remedios Caseros" puedes encontrar éste y otros remedios para el Dolor de Garganta? Consigue ya tu libro y benefíciate de sus más de 350 páginas llenas de remedios naturales para cuidar tu salud y de los que más te importan.

Lo último en nuestra sección Vida Sana

Consigue que tus Hijos Coman Frutas y Verduras con estos 10 Sencillos Consejos

Conseguir que los más pequeños de la casa coman frutas y verduras puede resultar una tarea árdua. Sin embargo, es muy importante que tomen una dieta sana y equilibrada para su correcto crecimiento y desarrollo, y en ella tanto las verduras como las frutas son imprescindibles.Además, tomar este tipo de alimentos promoverá una alimentación saludable, por lo que evitarás que tu hijo acabe padeciendo de obesidad infantil, algo que desgraciadamente cada día es más común.¿Quieres descubrir los mejores consejos para conseguir que tus hijos coman frutas y verduras sin problemas? ¡Enseguida te lo cuento!

Cuida a los que más te importan

Con más de 400 páginas, gracias a nuestro libro podrás librarte de sustancias tóxicas y medicamentos y sustituirlos por remedios naturales que te ayudarán a que tú y aquellos a los que más quieres podáis llevar una vida más sana.