10 Beneficios de Comer Fruta a Diario que te Encantará Conocer

misremedios.com

Seguro que en más de una ocasión has oído lo bueno que es tomar fruta para tu salud, especialmente si es fresca, pero quizás no conoces todos los beneficios que puede aportarte su consumo diario.

Existe mucha variedad de fruta que puedes encontrar casi durante todo el año, y por eso, en el artículo de hoy quiero que conozcas sus beneficios y así descubras todo lo bueno que te va a proporcionar si la tomas todos los días. ¡Sigue leyendo!

Libro 365 Remedios Naturales

¿Por qué es tan bueno y necesario comer fruta?

La fruta es una parte importante de nuestra alimentación que no puede faltar en tu dieta diaria porque además de ser beneficiosa para tu organismo por la abundante cantidad de nutrientes que lleva, es necesaria para garantizar muchas de las funciones que tu cuerpo necesita realizar todos los días.

La riqueza de este alimento se debe en su mayoría a su composición, dado que está formada en su mayoría por agua, además de contener una gran cantidad de vitaminas, una parte importante de minerales, como calcio, potasio y fósforo, entre otros, así como fibra alimentaria cuya proporción dependerá del tipo de fruta de la que se trate.

Si te fijas en los nutrientes energéticos, las frutas contienen, hidratos de carbono que suelen ser de absorción rápida, como los azúcares simples, y además, pueden contener grasas o proteínas como nutriente energético secundario.

¿Cuándo es la mejor hora para tomar fruta?

Ahora bien, seguro que en más de una ocasión te has preguntado cuál es la mejor hora para tomar la fruta y hoy vamos a intentar despejar un poco más esas dudas.

Lo más normal es comer la fruta después de las comidas, dado que es una opción mucho más sana y natural que otros postres más elaborados que pueden llevar más azúcar. El problema de tomarla después de comer, es que se pueden perder muchos de los nutrientes que pueden aportar, dado que estos se pierden en el proceso digestivo porque van junto con la comida. Además, la fruta puede incluso fermentar porque el proceso digestivo se puede ralentizar precisamente por este motivo. Esta es la causa por la que a algunas personas les sienta mal comer la fruta después de comer, y prefieren comerla entre las comidas, con el estómago vacío o no tan lleno de comida.

Entonces puedes llegar a pensar que el mejor momento para comer fruta es entre horas, cuando tu estómago está vacío, y así, podrás evitar que la digestión se vuelva más lenta o que la fruta fermente en el intestino con el resto de la comida. Pero tampoco puedes tomarla a cualquier hora, dado que además de contener vitaminas y minerales, también contiene fructosa, que es un tipo de glucosa que tu organismo convierte en energía, y si no eres capaz de consumir esa energía, puede llegar a acumularse en tu organismo y convertirse en grasa a la larga. Por eso, es más conveniente tomarla en las horas centrales del día.

Es muy bueno comenzar el día con fruta, incluyendo alguna pieza en tu desayuno, ya que es una estupenda forma de cargar pilas para toda la jornada, pero también es muy saludable si la consumes a la mitad de la mañana y a media tarde. Durante la mañana tu metabolismo va más rápido y tu cuerpo conseguirá quemar antes las calorías que aporta y asimilar mejor la fructosa que contiene.

Hay quien prefiere cenar solamente fruta, pero el riesgo de esta costumbre es que tu cuerpo no asimile tan rápido la fructosa y no queme las calorías que contiene, por lo que puede haber más probabilidad de convertirse en grasa que se quede acumulada en tu organismo. Además, si sólo tomas fruta para cenar, es más probable que te despiertes entre la noche con la sensación de hambre, por lo que si eliges esta opción, procura acompañar la fruta con algo más.

Sea la hora que sea a la que prefieras tomarla, la fruta es un alimento que no debe faltar en la dieta. Es recomendable tomar unas tres piezas o raciones de fruta al día, y recuerda que además es un estupendo alimento para comer entre horas para ayudarte a saciar el hambre de una manera sencilla y sabrosa. Procura tener el frutero lleno con distintas variedades de fruta y sabores, dado que las distintas variedades que hay te aportarán un determinado grupo de nutrientes.

10 Beneficios de tomar fruta a diario

Vamos con esos 10 beneficios que te aportará el consumo de fruta de forma habitual, que hará que no se te olvide tomarla a diario:

1. Aportan gran cantidad de vitaminas

Las frutas aportan una gran cantidad de vitaminas que tu organismo necesita para realizar sus funciones. Entre estas vitaminas destacamos la vitamina C, que entre otras cosas, te ayuda a aumentar las defensas y favorecer la cicatrización de la piel, o la vitamina A que contribuye a mantener saludables tus huesos y dientes, además de contribuir a tener una buena visión.

2. Aportan gran cantidad de minerales necesarios para tu organismo

Las frutas también son una buena fuente de minerales, al igual que ocurre con las vitaminas, y estos son nutrientes indispensables y fundamentales para tu organismo. Entre otros, podemos encontrar hierro, potasio, magnesio, zinc…

3. Son una gran fuente de antioxidantes

Las frutas son una de las mejores fuentes de antioxidantes que puede brindarte la naturaleza, por lo que te ayudarán a luchar contra los radicales libre que son las responsables del envejecimiento de las células y causan algunas enfermedades. Por este motivo, el consumo habitual de frutas puede ayudar a prevenir muchas enfermedades, incluido el cáncer.

Ejemplos de frutas con gran cantidad de antioxidantes son las fresas, la granada, los arándanos y las frambuesas, entre otras.

4. Contienen mucha fibra

Este es otro de los principales beneficios de tomar fruta, su alto contenido en fibra, en algunos casos en la propia piel. Gracias a ella, te ayudará a regular tu tránsito intestinal, evitando problemas como el estreñimiento o la aparición de hemorroides, y también a mantener unos niveles adecuados de colesterol.

Entre las frutas ricas en fibra puedes encontrar los kiwis, los higos, los arándanos, las peras o la guayaba, entre otras.

5. Te ayudan a evitar la retención de líquidos

Además de aportar líquido a tu organismo, dado que en su mayoría las frutas están compuestas de agua, resultan excelentes diuréticos que te ayudarán a prevenir la retención de líquidos. Ten en cuenta que también son una buena alternativa para consumir alimentos dulces mucho más sana que otros alimentos como las galletas o la bollería.

Entre las frutas más diuréticas que te ayudarán a evitar la retención de líquidos puedes encontrar la piña, la papaya, el kiwi, las fresas y los arándanos.

6. Favorecen tu salud cardiovascular

Como ya te he dicho, las frutas son ricas en fibra, agua y antioxidantes, por lo que se convierten en alimentos ideales para tu sistema cardiovascular. Te ayudan a reducir los niveles altos de colesterol total, disminuyendo el colesterol malo y aumentando el bueno. Además, son estupendas para reducir la presión arterial cuando se encuentra en niveles elevados, por lo que ayudan de forma muy positiva a mejorar la circulación sanguínea.

Entre las frutas para reducir el colesterol y los triglicéridos, destacan las manzanas, las uvas, las fresas y los cítricos como las naranjas, los limones y los kiwis, por ejemplo, mientras que para reducir la presión arterial alta podemos destacar el plátano y el limón.

7. Te ayudan a mantener tu peso ideal

Por lo general, la fruta es un alimento bajo en calorías que prácticamente no aporta grasas, por lo que resulta ideal para saciar tu apetito sin ingerir apenas calorías. También son estupendas y recomendables en dietas para controlar el peso y en dietas de adelgazamiento. Excepciones a este caso, encontramos el aguacate y el coco, ya que son de las que más grasas aportan, aunque en este caso sean saludables y adecuadas para reducir el colesterol y los triglicéridos.

Para conseguir tu peso ideal, no te olvides de frutas como la manzana, la pera, la papaya, las fresas y el kiwi.

8.Son muy refrescantes y además están deliciosas

Sobre todo en las épocas de calor, cuando tu cuerpo no tiene ganas de tomar alimentos con demasiadas calorías, la fruta fresca se convierte en una opción muy saludable para refrescar tu organismo, mucho más que un helado o que la gelatina. Gracias a su riqueza en agua, la fruta fresca te ayuda a calmar la sed, sobre todo en los días muy calurosos, además de resultar deliciosa.

Ejemplos muy refrescantes para las épocas calurosas pueden ser la sandía y el melón.

9. Resultan ideales para depurar nuestro organismo

Gracias a su riqueza en agua, fibra y antioxidantes naturales, la fruta es una gran aliada para depurar tu organismo. Su consumo habitual te ayuda a eliminar las toxinas y los deshechos que se han ido acumulando en tu organismo y que tu cuerpo no necesita.

Ejemplos de frutas muy depurativas son la piña, la pera, la sandía, las cerezas y los albaricoques, entre otras.

10. Ayuda a prevenir enfermedades

Cuando tomas fruta a diario, aportas a tu organismo nutrientes esenciales que ayudan a reforzar tu sistema inmunológico, por lo que te resultará de utilidad para prevenir algunas enfermedades. La vitamina C ayuda a prevenir gripes y resfriados, además de reducir los períodos de infección y aliviar los síntomas, mientras que la vitamina E resulta útil para prevenir determinadas enfermedades cardiovasculares e incluso algunos tipos de cáncer.

Ejemplos de frutas ricas en vitamina C son las fresas, las naranjas, limones, pomelos o kiwis, mientras que la vitamina E la puedes encontrar en los albaricoques, kiwis, aguacates y mangos, por ejemplo.

¿Quieres añadir algo más?

Y hasta aquí esas 10 buenas razones para incorporar la fruta a tu dieta diaria o para tomar más si no lo hacías ya, aunque quizás tú quieras añadir algún motivo más que a mi se me haya podido olvidar. ¿Me lo quieres contar?