12 Beneficios de los Espárragos que te Encantará Conocer

misremedios.com

Con la llegada de la primavera los campos y bosques de las regiones templadas se llenan de espárragos, una deliciosa verdura que, además, es muy nutritiva. Los espárragos no solo pueden acompañar cualquier tipo de plato sino que además poseen una gran cantidad de propiedades muy beneficiosas para nuestra salud.

¿Quieres conocerlas? ¡Enseguida te las cuento!

Libro 365 Remedios Naturales

¿Qué Contienen los Espárragos?

Los espárragos son una verdura deliciosa y nutritiva, con grandes beneficios para nuestra salud. Puedes encontrarlos en sus diferentes variedades: verdes, blancos y morados. Independientemente de su variedad, todos son igualmente nutritivos y saludables.

Son ricos en una gran cantidad de vitaminas, como las vitamias A, B1, B2, B3, B6, C, E, K y ácido fólico. Además, están repletos de minerales esenciales como hierro, calcio, potasio, magnesio, manganeso, zinc, cromo y fósforo. Y no solo eso, los espárragos son ricos también en aminoácidos, fibra, proteínas, antioxidantes, fitonutrientes y grasas saludables.

Los espárragos son muy bajos en calorías y en sodio, y contienen una gran cantidad de agua. Esto los convierte en una verdura perfecta para mantener la línea y adelgazar si padeces sobrepeso u obesidad.

Normalmente los espárragos son una perfecta guarnición para cualquier plato. Puedes prepararlos al vapor, a la parrilla, fritos u horneados. Además, también puedes preparar con ellos una deliciosa tortilla de espárragos.

12 Beneficios de los Espárragos

Gracias a su gran riqueza nutricional, los espárragos nos brindan una gran cantidad de beneficios para nuestra salud. Entre los más destacables encontramos la siguiente lista:

  1. Mejoran la digestión: Los espárragos contienen grandes cantidades de fibra, lo que contribuye a una mejor digestión y también a una mayor movilidad de los alimentos a través del tracto digestivo y de los intestinos. Por eso, los espárragos son además especialmente beneficiosos para prevenir el estreñimiento.

  2. Cuidan el corazón: Los espárragos poseen grandes beneficios para nuestro corazón. En primer lugar, son ricos en fibra, lo que ayuda a reducir los niveles de colesterol LDL que se acumula en las arterias. Esto, a su vez, contribuye a mejorar la circulación sanguínea, reduciendo así la presión arterial alta. Por otra parte, la vitamina K de los espárragos mejora la elasticidad de los vasos sanguíneos mejorando así también la circulación. Finalmente, su contenido en vitaminas del grupo B reduce los niveles de homocisteína, reduciendo así el riesgo de padecer enfermedades coronarias.

  3. Previenen el cáncer: Los espárragos son ricos en antioxidantes, por lo que son realmente eficaces para combatir los radicales libres, responsables de la degeneración celular. En muchas ocasiones, este deterioro celular puede desembocar en cáncer, por eso gracias a los antioxidantes los espárragos son muy beneficiosos para prevenirlo.

  4. Son antiinflamatorios: Los fitonutrientes que poseen los espárragos los dotan de una gran capacidad antiinflamatoria. Estas propiedades serán muy beneficiosas no solo para aliviar inflamaciones de tipo local, sino también para reducir la hinchazón y el dolor que provocan ciertas enfermedades crónicas como por ejemplo la artritis o la artrosis. Además también contribuirán a reducir tanto los dolores musculares como articulares.

  5. Son diuréticos: Los espárragos son uno de los mejores diuréticos naturales que podemos encontrar, gracias a su gran contenido en agua y su bajo contenido en sodio. Sus propiedades diuréticas te ayudarán a eliminar toxinas y a reducir la retención de líquidos, contribuyendo así a perder peso. Además, también son beneficiosas para prevenir y tratar infecciones del tracto urinario.

  6. Cuidan los riñones: Gracias a su gran contenido en agua y a sus propiedades diuréticas, los espárragos son especialmente beneficiosos para cuidar los riñones. Los licuados de espárragos junto con otras verduras de propiedades similares serán ideales para depurar tus riñones y eliminar todo tipo de toxinas, protegiendo así los riñones y previniendo los problemas renales. Además, como te comentaba antes los espárragos son capaces de reducir la presión arterial alta, algo que también puede afectar muy negativamente a la salud de los riñones.

  7. Regulan los niveles de azúcar en sangre: El contenido en vitaminas del grupo B y en cromo de los espárragos mejora el transporte y la absorción de la glucosa, regulando así los niveles de azúcar en sangre. Esto es beneficioso tanto para las personas diabéticas como para las que no lo son, ya que también ayuda a prevenir la aparición de la diabetes de tipo 2.

  8. Fortalecen los huesos: La vitamina K de los espárragos es vital para preservar la densidad ósea. Esto no solo mantiene tus huesos sanos y fuertes, sino que los hace más resistente tanto a golpes como al desgaste de la edad, y contribuye a que las lesiones óseas se regeneren más rápidamente. Además, gracias a estos beneficios los espárragos también te ayudarán a prevenir la osteoporosis y la osteoartritis.

  9. Cuidan tu cerebro: La riqueza en ácido fólico y vitamina B12 de los espárragos los convierte en un poderoso alimento para prevenir el deterioro cognitivo. Gracias a esto, consumir espárragos frecuentemente puede ayudarte a prevenir enfermedades neurodegenerativas como el alzheimer o el parkinson.

  10. Son ideales para el embarazo: El ácido fólico es un nutriente imprescindible para las mujeres embarazadas, ya que contribuye a la formación de las células nerviosas del feto, previniendo así malformaciones, defectos del tubo neural, trastornos autistas y nacimientos prematuros. Los espárragos son ricos en este nutriente, por lo que serán ideales para la dieta de las futuras mamás.

  11. Protegen tus ojos: Gracias a su contenido en antioxidantes y vitamina A, los espárragos son muy beneficiosos para proteger nuestros ojos. Sobre todo,  son especialmente eficaces para prevenir los problemas de pérdida de visión relacionados con la edad, como la degeneración macular o las cataratas. Además, sus fitonutrientes te ayudarán a proteger tus ojos de los rayos ultravioleta del sol.

  12. Mantienen tu piel joven: Las grandes propiedades antioxidantes de los espárragos te ayudarán a mantener una piel tersa, elástica y joven, previniendo así la aparición prematura de los signos del envejecimiento como arrugas, líneas de expresión, manchas y flacidez.

¡Incluye los Espárragos en tu Dieta!

Como has visto los espárragos poseen una gran cantidad de propiedades muy beneficiosas para nuestro cuerpo. Y lo mejor de todo es que están riquísimos y pueden acompañar multitud de platos deliciosos. Así que, ya sabes, ¡no olvides incluirlos en tu dieta!

¿Quieres compartir con nosotros alguna deliciosa receta que incluya espárragos? ¡Déjanos un comentario!