Acaba con la Piel Seca con estos 10 Remedios Naturales

misremedios.com

La piel seca puede resultar problemática, sobre todo en climas secos o en estaciones frías. La piel se vuelve tirante, rugosa y pierde su vitalidad, produciendo incluso irritaciones o descamaciones muy molestas. Afortunadamente podemos combatirla con unos sencillos remedios naturales y prevenirla siguiendo unos consejos muy simples.

¿Te quedas a descubrirlos?

Libro 365 Remedios Naturales

¿Por Qué Aparece la Piel Seca?

La piel seca puede ser incómoda y molesta, sobre todo en invierno. El aire frío y seco agrede a cualquier tipo de piel, pero las pieles secas son las más perjudicadas. La piel se queda tirante, rugosa, escamosa e incluso pueden llegar a aparecer grietas o heridas. Además la piel muy seca suele producir picazón.

La piel seca puede tener algunos inconvenientes frente a las pieles normales o grasas:

  • Es más sensible y se irrita con mayor facilidad
  • Es más propensa a la aparición de dermatitis y eccemas
  • Es más propensa a la aparición de líneas de expresión y arrugas

La piel seca puede tener diversas causas que la desencadenan o factores de riesgo que la acentúan:

  • Factores genéticos
  • Factores hormonales
  • Cambios climáticos estacionales, sobre todo en verano y en invierno
  • Condiciones climáticas concretas: calor, frío, aire seco
  • Luz ultravioleta del sol
  • Envejecimiento
  • Carencia de ciertos nutrientes esenciales como vitaminas C y E o ácidos grasos
  • Falta de hidratación (ingesta de líquidos)
  • Duchas o baños excesivamente calientes
  • Fumar
  • Algunos medicamentos y tratamientos médicos como la diálisis, la radioterapia o la quimioterapia

10 Remedios Naturales para la Piel Seca

Como has podido ver algunos de los factores de riesgo que desencadenan o acentúan la piel seca se pueden evitar. Sin embargo otros no son tan fáciles de evitar o sencillamente son imposibles de controlar. En estos casos puedes usar diversos remedios naturales que te ayudarán a hidratar tu piel para evitar la sequedad.

  1. Aceite de oliva: El aceite de oliva contienen muchos antioxidantes y ácidos grasos, muy beneficiosos para la piel. Hidrata las zonas más secas de tu piel masajeándolas suavemente con aceite de oliva. Déjalo actuar durante media hora y después toma una ducha tibia para enjuagarte bien. Recuerda hidratarte bien la piel después de la ducha.

  2. Miel: La miel es uno de los mejores hidratantes naturales que se conocen, además de poseer grandes propiedades antioxidantes, antimicrobianas y humectantes. Estas propiedades son ideales para combatir la piel seca y dejarla suave e hidratada. Simplemente frota suavemente miel cruda por las partes más secas de tu piel y déjala actuar durante 10 minutos. Después date una ducha tibia para enjuagarte. También puedes mezclar la miel con aceite de oliva para que no quede tan espesa.

  3. Crema de leche: La crema de leche es un excelente calmante e hidratante natural, que ayuda a equilibrar el pH de la piel. Además, gracias a su contenido en ácido láctico, también te ayudará a exfoliar la piel seca. Aplica la crema de leche sobre las zonas más secas de tu piel y déjala actuar unos 30 minutos. Puedes mezclarla con un poco de leche si ves que es demasiado espesa. Después aclárate con agua tibia.

    Otra opción también consiste en mezclar la crema de leche con harina de garbanzos hasta crear una pasta homogénea y usarla a modo de mascarilla. Aplica esta pasta sobre las zonas más secas de tu piel y déjala actuar durante 15 minutos. Después, enjuágate con agua tibia.

  4. Yogur: El yogur es un excelente hidratante natural, ideal para combatir la piel seca. Además, gracias a sus propiedades antioxidantes y antiinflamatorias te ayudará a aliviar la piel descamada y la picazón que provoca. Simplemente deberás aplicar el yogur natural fresco sobre las zonas más secas de tu piel y masajearlas suavemente. Déjalo actuar unos 10 minutos y después enjuágate con agua tibia.

  5. Aceite de coco: El aceite de coco es un excelente hidratante natural, y gracias a sus ácidos grasos te ayudará a tratar la piel seca eficazmente. Aplica aceite de coco tibio sobre las zonas más secas de tu piel, masajeándolas suavemente. El aceite de coco se absorbe con facilidad, así que no es necesario aclararlo después. Puedes usarlo antes de irte a dormir, para que actúe por la noche, o también puedes aplicártelo después de tomar una ducha o un baño, para hidratar la piel al máximo.

  6. Harina de avena: La harina de avena posee propiedades antiinflamatorias y antioxidantes, ideales para el cuidado de la piel. Además, su alto contenido en proteínas ayuda a mantener la humedad de la piel. Puedes poner en práctica este remedio añadiendo una taza de harina de avena en una bañera con agua tibia. Date un baño en esta mezcla durante 20 o 30 minutos.

    Otra opción también es crear una mascarilla mezclando harina de avena y leche. Aplica esta mezcla sobre la piel seca y déjala actuar entre 10 y 15 minutos. Después enjuágate con agua tibia.

  7. Aceite de almendras: El aceite de almendras es rico en vitamina E, una de las más beneficiosas para hidratar la piel seca. Además, gracias a sus propiedades antioxidantes también te ayudará a regenerar la piel escamada. Calienta un poco de aceite de almendras y masajea suavemente la piel seca con él. Déjalo actuar unos minutos y acláralo con agua tibia.

    También puedes beneficiarte de las propiedades del aceite de almendras tomándolo de manera oral. Puedes tomar un vaso de leche caliente con una cucharadita de aceite de almendras antes de acostarte.

  8. Aguacate: El aguacate es rico en ácidos grasos, vitaminas y antioxidantes, por lo que es ideal para cuidar la piel y regenerarla. No solo será beneficioso consumirlo, sino que también lo puedes usar de manera tópica. Machaca la pulpa de un aguacate hasta crear una pasta suave y homogénea. Puedes mezclarla con un poco de aceite de coco o de oliva para poder extenderla mejor. Frota suavemente esta pasta sobre la piel seca y déjala actuar durante 10 o 15 minutos. Después enjuágate con agua tibia.

  9. Aloe vera: El aloe vera tiene propiedades calmantes, antisépticas y antifúngicas, ideales para combatir la piel seca e irritada y prevenir su descamación. Para poner en práctica este remedio corta de manera longitudinal una hoja de aloe vera y extrae su gel con ayuda de una cuchara. Aplica este gel sobre la piel seca y déjalo actuar durante 10 o 15 minutos. Después, enjuágate con agua tibia.

  10. Vaselina: La vaselina es un hidratante y humectante ideal para combatir la piel muy seca. Simplemente deberás extenderla sobre la piel seca y dejar que se absorba completamente. Si te cuesta extenderla puedes calentarla un poco primero en tus manos antes de aplicarla en la piel.

10 Consejos para Prevenir la Piel Seca

Además de los remedios naturales que hemos visto para combatir la piel seca y aliviar sus síntomas, también es conveniente seguir algunos consejos para prevenir que la sequedad aparezca, o al menos prevenir que se agrave.

  1. Evita las duchas muy calientes: Las duchas y los baños excesivamente calientes son muy agresivos para la piel y pueden resecarla mucho. Lo ideal es usar agua tibia, para evitar que la piel se seque o se dañe.

    También es aconsejable hidratarse después del baño o ducha con una crema hidratante o aceite. Incluso para las pieles más secas puede venir bien hidratarse mientras la piel aún está húmeda.

  2. Bebe suficiente agua: Parece obvio, pero es muy importante beber el agua necesaria para mantener una correcta hidratación en la piel. Se recomienda beber al menos 1,5 – 2 litros diarios.

  3. Evita productos alérgenos e irritantes: Como te comentaba antes, la piel seca es más sensible y propensa a irritaciones, por lo que es importante usar jabones suaves, sin perfumes, colorantes u otros agentes químicos que puedan ser agresivos. También evita el contacto con productos de limpieza y químicos irritantes, y si es necesario el contacto usa siempre guantes.

  4. Usa un humidificador: El clima y el ambiente también contribuyen a que la piel se seque. Por eso es recomendable usar un humidificador para conseguir las condiciones adecuadas en casa, aunque el ambiente sea excesivamente seco. Piensa también que tanto el aire acondicionado como la calefacción resecan mucho la piel, así que un humidificador también te ayudará a compensarlo.

  5. Toma ácidos grasos omega-3: Los ácidos grasos omega-3 son muy beneficiosos para mantener la salud y la hidratación de la piel. Si quieres saber más sobre estos ácidos grasos y qué alimentos los contienen, puedes encontrarlo en este otro artículo.

  6. Toma antioxidantes: Los antioxidantes, en especial la vitamina E, son esenciales para el cuidado y la regeneración de la piel. Te ayudarán a combatir la piel seca y a reparar los daños causados por ésta. Si quieres saber más sobre los antioxidantes y cuáles son los alimentos más recomendados, puedes leer este artículo.

  7. Evita el sol: Los rayos ultravioleta del sol pueden ser muy perjudiciales para la piel, la dañan y la resecan excesivamente. Por eso es aconsejable evitar el sol sobre todo en las horas centrales del día y usar siempre crema solar para proteger e hidratar la piel.

    Por otra parte, algo que suele ir unido a tomar el sol es bañarse en la piscina o la playa. Tanto el agua salada como el agua tratada con cloro van a resecar mucho tu piel, así que es recomendable hidratarla convenientemente después del baño.

  8. Usa la ropa adecuada: Los tejidos sintéticos pueden resultar agresivos para las pieles más sensibles y secas, lo que podría provocar una mayor irritación y descamación. Por eso es recomendable usar tejidos naturales y transpirables, como por ejemplo el algodón, el lino o la seda. Sin embargo, pese a que la lana también es un tejido natural no es recomendable, ya que puede resultar agresiva e irritante.

  9. Evita el tabaco: El tabaco está repleto de toxinas y químicos muy perjudiciales para la salud, que afectan directamente a la piel. Por eso fumar reseca excesivamente la piel y la envejece prematuramente. Evitarlo completamente será esencial para mantener una piel saludable.

  10. Acude al médico: La piel extremadamente seca puede ser indicativo de alguna enfermedad subyacente como la diabetes, el hipotiroidismo, enfermedades renales o incluso el cáncer de piel. Por eso, si adviertes que la sequedad de tu piel es muy acentuada, acude al médico cuanto antes.

¡Luce una Piel Perfecta!

Como has visto la piel seca requiere de un cuidado especial para evitar problemas, pero siguiendo estos remedios y consejos conseguirás combatirla y prevenir su aparición. Recuerda que una piel sana se conservará mucho mejor con los años, ¡así que no la descuides!

¿Conoces algún otro remedio o consejo más para combatir la piel seca? ¡Cuéntanoslo en un comentario!